Los fabricantes lo tienen claro: los móviles también sirven para jugar. Muchas de las compañías deciden lanzar un modelo ‘gaming’, con prestaciones mucho más potentes, diseños atrevidos y extras para los más jugones. Pero… ¿En qué se diferencian estos móviles de unos ‘gama alta’ convencionales? Repasamos las claves del Xiaomi Black Shark Heloa continuación. 

Los móviles Gaming suelen centrarse en el apartado del rendimiento. Por ejemplo, el Black Shark Helo de Xiaomi cuenta con un procesador Qualcomm Snapdragon 845, el último de Qualcomm, el más potente. Por si fuera poco, llega acompañado con una versión base de 6 GB de memoria RAM, pero hay una edición de hasta 10 GB de memoria RAM. ¿Se necesita tanta memoria RAM para correr un juego en Android? Lo cierto es que no. Sobre todo, hoy en día. Juegos potentes de Android como Fortnitepueden correr sin problema en un dispositivo de 4 GB de RAM. Eso sí, contra más memoria RAM, mejor se moverá en el Smartphone. En este caso, el Black Shark Helo piensa en un futuro, cuando los juegos en móvil avancen y requieran un mayor consumo de memoria RAM. 

El Black Shark Helo también cuenta con un diseño diferente al resto de los gama alta. Aquí los fabricantes se centran en lo que busca el público gaming: diseños atrevidos, con LED y ergonómico. Sobre todo, que sea ergonómico. El móvil para juegos de Xiaomi cumple con esta función. Y en este caso (y en comparación con otros modelos gaming) el terminal luce algo más discreto. En el diseño Xiaomi sí que ha añadido extras. Tenemos dos botones en los laterales que ayudan a activar el modo ‘alto rendimiento’.  El sistema utiliza todo el rendimiento de la GPU y toda la memoria RAM posible para manejar mejor los juegos.

Los accesorios para jugar

Movil Gaming Xiaomi

Otro aspecto interesante del teminal y que se diferencia entre otra gama alta es el control para juegos. Un mando opcional que nos permite mejorar la experiencia a la hora de jugar. Incluye touchpad, botones de acceso y varios joysticks, así como dos ventiladores en cada lado para evitar el sobrecalentamiento al jugar. Este control se vende por separado, pero es un añadido que diferencia a los móviles de gama alta de los específicos para gaming. 

Por supuesto, el Xiaomi Black Shark Helo también puede funcionar como un Smartphone cualquiera. Cuenta con Android y, por lo tanto, tienda de aplicaciones. Podemos navegar por internet, hacer fotografías, ver las redes sociales o incluso jugar a juegos más clásicos como el Blackjack, que no requieren de un mando o una configuración de rendimiento extrema. Todo esto en una pantalla AMOLED de 6 pulgadas. 

Entonces, ¿qué diferencias encontramos entre un gama alta? Un móvil tradicional de alta gama es más completo, destaca en cada uno de sus apartados, mientras que los Gaming se limitan al rendimiento y una buena optimización. La cámara no está al mismo nivel, tampoco la pantalla, el diseño o los extras, como la carga inalámrbica. 

El precio ya es un caso aparte, muchas de las compañías que anuncian su móvil gaming venden los terminales de gama alta por un precio que no supera los 700 euros. Por lo tanto, y teniendo en cuenta que estos terminales sacrifican algunas características, los móviles para jugones no suelen tener un precio desorbitado.