Huawei ya ha anunciado de forma oficial los nuevos Huawei P30 y P30 Pro. Este último modelo llega para competir con la gama alta actual, con una cuádruple cámara principal muy versátil, una enorme batería y un procesador de ocho núcleos al que le acompañan hasta 8 GB de memoria RAM.

En Android Perfect hemos podido probar el P30 Pro de Huawei durante unas semanas y os traemos nuestro análisis completo con las principales características, opiniones y todo lo que ofrece este nuevo móvil.

El diseño del Huawei P30 Pro

Huawei P30 Pro pantalla

A primera vista, el Huawei P30 Pro parece tener un diseño muy similar al P20 Pro, su antecesor. Huawei es uno de los pocos fabricantes que cambia radicalmente de diseño entre una generación a otra, y aunque parezca que el nuevo dispositivo no tenga grandes cambios físicos, sí los hay. Realmente, lo único parecido es la posición de la cámara. Todo lo demás, incluso la sensación en la mano, es totalmente diferente.

La trasera del móvil de Huawei es de cristal, un cristal con acabado brillante y con un efecto de reflejo que también resulta ser un imán para las huellas. Los laterales están ligeramente curvados y ofrecen un mejor agarre en la mano. En la parte superior encontramos tres cámaras. Están recogidas en una banda que sobresalen ligeramente del borde. Ahí podemos ver la lente periscopio de la que hablaré más adelante. En el lateral, los respectivos sensores y un flash LED de doble tonalidad. Justo debajo, la cuarta lente, un sensor ToF. Los logotipos se encuentran en un lado.

Y hablando de laterales. Los marcos de este P30 Pro son de aluminio, con un acabado mate (acabado que ofrece la variante en color negro). Los laterales son de unos 8 milímetros de grosor. En el derecho se encuentra la botonera. Los superior e inferior son muy atractivos, tienen una forma lisa, como un recorte plano. En este caso, consiguen implementarlo de manera que sea cómodo en la mano, ya que las esquinas siguen siendo redondeadas. Y en mi opinión, hace que el dispositivo se vea mucho más atractivo. Este acabado también hace que puedas poner el dispositivo en posición vertical (si el pulso te lo permite).

En la parte inferior está el conector USB C, así como el altavoz principal y el slot para la bandeja SIM. En la superior hay un micrófono y el sensor de infrarrojos. A diferencia del modelo normal, el Pro no cuenta con Jack de 3.5 mm para los auriculares.

El Huawei P30 Pro ofrece una ligera renovación respecto al P20 Pro

Terminamos el repaso del diseño hablando sobre el frontal. Aquí es donde notamos una clara renovación. La compañía china no ha querido apostar por el agujero en la pantalla y optan por una muesca de ‘tipo gota’ con forma redondeada en la zona superior. El notch solo recoge la cámara frontal. No hay altavoz, está directamente en la pantalla. En la parte inferior tenemos un fino marco. Además, es el primer modelo de la serie P en incluir una doble pantalla curva en los laterales.

El Huawei P30 Pro es bonito, muy bonito. La trasera es muy llamativa, los laterales curvados y el efecto del cristal hacen que el terminal sea muy atractivo a la vista. La cámara periscopio tiene una forma cuadrada que rompe un poco la estética, aunque con el paso de los días me he ido acostumbrando. El frontal llama mucho más la atención, sobre todo cuando tenemos el dispositivo encendido. Los marcos están muy, muy bien aprovechados.

Huawei P30 Pro

Pese a su forma rectangular, el modelo Pro sienta bastante bien en la mano. La doble curvatura del lateral ofrece un muy buen agarre y los cantos lisos no molestan, ni tan siquiera al colocar el dispositivo en posición horizontal para jugar a juegos o ver películas.

Huawei P30 Pro, especificaciones técnicas

  • Dimensiones y peso: 158 x 73.4 x 8.41 mm, 192 gramos
  • Pantalla: OLED de 6.47” resolución Full HD+ (2340 x 1080 píxeles),
  • Procesador: Kirin 980, ocho núcleos
  • RAM: 8 GB RAM
  • Almacenamiento: 128 / 256 / 512 GB
  • Cámara principal: Cuádruple de 40 MP f/1.6 + 20 MP f/2.2 gran angula + 8 MP Zoom 5x óptico, 10x híbrido y hasta 50x digital + lente ToF 3D
  • Cámara frontal: 32 megapíxeles
  • Batería: 4.200 mAh, carga rápida de 40W, carga inalámbrica y carga reversible
  • Conectividad: WI-FI, 4G, NFC, Bluetooth 5.0, GPS
  • Versión de Android: Android 9.0 Pie con EMUI 9.1
  • Otros: Lector de huellas en pantalla, reconocimiento facial

Pantalla del Huawei P30 Pro

El Huawei P30 Pro monta un panel OLED de 6.47 pulgadas. Es algo más grande que el Huawei Mate 20 Pro (6.39 pulgadas). Respecto a su antecesor, el P20 Pro (6.1 pulgadas), también vemos un incremento de tamaño. Es un gran panel que llega con resolución Full HD+ (2340 x 1080 píxeles).

Pantalla del Huawei P30 Pro

La pantalla tiene unos colores brillantes, con unos tonos negros muy puros y unos blancos bien conseguidos para mi gusto, aunque la temperatura de color se puede ajustar en los controles de la pantalla, a través de los ajustes del sistema. La nitidez es excelente, la resolución es más que decente para visualizar contenido multimedia y disfrutar del tamaño de la pantalla. Huawei ha querido añadir cantos curvos en ambos laterales, en muchas ocasiones, como en juegos o vídeos con pantalla completa, aporta una mayor sensación de profundidad. Aunque en el uso, en algunas ocasiones, esta curvatura puede resultar algo incómoda. Por ejemplo, cuando escribimos con el teclado.

Los ángulos de visión están bien conseguidos. Con un brillo al máximo la pantalla tiende a sombrear ligeramente en los cantos, pero no es nada alarmante. Lo cierto es que, en comparación con el anterior modelo, los resultados son mucho más conseguidos. Lo mismo sucede con el brillo: un máximo que en exteriores nos parece más que suficiente y un mínimo muy adecuado.

El Huawei P30 Pro cuenta con Pantalla Always-on, una opción presente en muchos smartphones que nos permite ver algo de información con la pantalla apagada. Como el panel es OLED, los negros son píxeles apagados y no consumen tanta batería. La pantalla Always-on del Huawei P30 Pro solo muestra la hora y notificaciones de algunas apps de Huawei, como teléfono o mensajes. No hay más opciones de personalización y compatibilidad con apps de terceros, por lo que no podremos ver las notificaciones de WhatsApp, por ejemplo.

ACTUALIZACIÓN: La nueva versión de Software del Huawei P30 Pro ya permite ver las notificaciones de las apps de terceros en la pantalla Always-on.

Adiós al audio estéreo

El Huawei P30 Pro tiene un altavoz principal en la parte inferior, justo al lado del conector USB C. No incluye audio estéreo, una función que sí estaba presente en la anterior generación y que he echado en falta, sobre todo al visualizar contenido multimedia sin auriculares. En este caso, el sonido del P30 Pro es generalmente bueno, aunque en máximos tiende a obturarse. ¿Qué pasa con el auricular de las llamadas? Está integrado directamente en la pantalla (de ahí la eliminación del sonido estéreo). Funciona como cualquier otro auricular, solo tenemos que colocar el dispositivo en la oreja cuando contestemos una llamada, como en cualquier otro smartphone. El sonido se disipa ligeramente por la zona superior de la pantalla y nos permite escuchar con claridad por toda la pantalla.

Rendimiento: Kirin 980 y sus 8 GB de RAM

Rendimiento P30 Pro

El Huawei P30 Pro tiene un procesador Kirin 980, un chip propio fabricado en 7 nanómetros, con NPU dual e inteligencia artificial. Le acompaña una memoria base de 8 GB de RAM, así como versiones de 128 256 o 512 GB de almacenamiento interno. En nuestro caso, hemos probado la versión de 8 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento interno.

El Huawei P30 Pro ha demostrado en este análisis ser un móvil potente, muy potente. El procesador Kirin 980 se combina a la perfección con los 8 GB de Memoria RAM, las aplicaciones se abren en milésimas de segundo, no hay ningún tipo de lag en los juegos, ni siquiera en los más potentes, como Fortnite o PUBG. ¿Es un móvil para jugar? Sí, aunque echamos en falta alguna que otra función, como un modo juegos para poder gestionar las notificaciones o velocidad de red, así como un audio estéreo cuando jugamos sin auriculares.

Las aplicaciones mas básicas, como redes sociales o navegador, también son extremadamente fluidas. La interfaz se mueve con total fluidez. Es rápida y apenas hemos encontrado lag, tirones importantes o cierres inesperados.

Cámaras: tres no son suficientes

Es la primera vez que Huawei incluye una cámara cuádruple en sus dispositivos. La de este Huawei P30 está firmada por Leica y cuenta con cuatro sensores, cada uno con su función.

  • Sensor principal: Es de 40 megapíxeles e incluye una apertura f/1.6 y un sensor WYYB. A diferencia de los clásicos RGB, este cambia el sensor verde por uno amarillo y permite aportar más luz a la imagen.
  • Sensor gran angular: Es de 16 megapíxeles y nos permite hacer fotografías más panorámicas
  • Sensor Teleobjetivo periscopio: Cuenta con resolución de 8 megapíxeles y un zoom óptico 5x, uno híbrido 10x y por último, digital de hasta 50x.
  • Sensor ToF: Es el cuarto sensor llamado Time of Fligh, una lente 3D que se utiliza de apoyo a las diferentes cámaras para conseguir una mejor profundidad de campo y detección de objetos.

Pese a que la cámara principal SuperSpectrum es de 40 megapíxeles, por defecto está ajustada a resolución de 10 megapíxeles, aunque lo podemos cambiar a través de los ajustes de la cámara. El sensor principal ofrece unas fotografías excelentes, con un detalle de diez y un muy buen rango dinámico. La interpretación de los colores es muy adecuada, consigue captar de forma muy correcta las sombras y los objetos incluso los más alejados.

En condiciones exteriores, con buena luz, los resultados son muy, muy buenos. La lente enfoca rápido y con una muy buena estabilización. En interiores continuamos viendo esos mismos resultados. No pierde detalle, ni tan siquiera en escenarios algo mas oscuros.

La lente del Huawei P30 pro cuenta con diferentes modos, como el Modo Macro, que se apoya mediante la inteligencia artificial para conseguir fotografías a corta distancia. Este modo es perfecto para fotografías plantas, insectos y los resultados son muy, muy buenos. La cámara también cuenta con un modo desenfoque a personas. Este, apoyado por el Sensor ToF de la cámara principal, consigue unos resultados muy buenos, con un recorte correcto en la mayoría de ocasiones y una calidad de imagen idéntica a la de la cámara principal. El modo apertura también hace esta función de desenfoque, pero nos permite ajustar el nivel de efecto bokeh.

GALERÍA DE FOTOS COMPLETA

¿Qué sucede en escenas nocturnas? Huawei nos permite hacer uso de su modo noche, que controla los diferentes parámetros de forma automática para conseguir la mejor fotografía. Las fotografías obtenidas con este modo noche son muy, muy buenas. Pese a que los colores tienden a saturarse algo más que en la realidad, la imagen ofrece una nitidez increíble y un detalle asombroso en toda la imagen.

Lo interesante de la cámara en las situaciones nocturnas es que en muchas ocasiones no es necesario aplicar este modo. La cámara del Huawei P30 Pro hace maravillas en situaciones de poca luz. Como las que se muestran a continuación. Esta galería contiene imágenes que han sido tomadas con el modo automático del Huawei P30 Pro en condiciones de muy baja luz, casi a oscuras.

La cámara del Huawei P30 Pro hace auténticas maravillas en fotografía nocturna. Ningún smartphone consigue estos resultados.

La diferencia es abismal si lo comparamos con la cámara del Google Pixel 3. A la izquierda, el nuevo móvil de Huawei. A la derecha el último móvil de Google. Ambos con el modo automático y las mismas condiciones de luz. Se puede ver como el Huawei P30 pro es capaz de aportar luz a la fotografía, mientras que el Google Pixel solo capta el detalle más cercano y de una forma casi no visible.

En la mayoría de ocasiones la cámara es capaz de captar luz donde no la hay, con imágenes que, si bien pierden algo de color por la escena, sorprenden por la cantidad de detalle y luz que consigue sin ajustar ningún parámetro.

La cámara gran angular, que ofrece imágenes en formato panorámico, consigue muy buenos resultados. Las fotografías son nítidas, con buen detalle y un rango dinámico correcto. En situaciones con buena luminosidad la interpretación de los objetos y sombra es muy bueno. Sin duda, una lente perfecta para fotografías a edificios, imágenes en grupos o con un mayor campo de visión.

Un sensor teleobjetivo con zoom 5x óptico que llega para quedarse

Llegamos a una de las cámaras más interesantes del Huawei P30, Su lente Periscopio . Es la primera vez que la compañía china incorpora una lente óptica de 5 aumentos, seguido de un zoom híbrido de 10x (Super Zoom) y por último, uno digital de hasta 50X.

El Zoom 5X consigue resultados increíbles. Es asombroso el detalle que capta la lente, la estabilidad que consigue es muy buena y los colores, aunque son algo más apagados que la lente principal, están bastante conseguidos. Lo que en realidad sorprende es todo lo que puede captar esta lente de 8 megapíxeles. No hay nada de ruido en la imagen, el rango dinámico es excelente y la cámara es capaz de detectar cada uno de los objetos y formas. Por ponerle alguna pega, se echa en falta algo más de brillo en algunos escenarios.

En 10X híbrido los resultados son similares. Impecable detalle en las imágenes, buena interpretación de los colores y un rango dinámico a la altura de una cámara de diez. De nuevo, vuelve a sorprender los resultados que consigue sin necesidad de utilizar un trípode.

En las imágenes de a continuación podemos ver la diferencia entre el Zoom 5x y 10x. A diferencia del aumento, los resultados son muy similares en cuanto a calidad de imagen y detalle. En la imagen con el zoom 10x vemos pequeñas pérdidas de color en el fondo.

¿Qué pasa con el zoom digital? Aquí, como es de esperar, se pierde calidad de imagen, sobre todo cuando no utilizamos trípode. También notamos algo más de inestabilidad en la cámara, algo que se soluciona con el uso del trípode. Aun así, los resultados son buenos y permite ver con todo detalle el texto y los objetos.

Grabación de vídeo y cámara selfie

El Huawei P30 Pro permite grabar vídeo en resolución 4K e incorpora estabilización de imagen. En vídeo consigue muy buenos resultados, con una correcta estabilización. Además, la lente consigue captar esos buenos colores y tonos que vemos en la cámara principal. El terminal también cuenta con diferentes modos de vídeo mediante inteligencia artificial. Por ejemplo, Color IA, que vuelve el fondo en blanco y negro y enfoca al objeto principal en color. También la posibilidad de vídeo con efecto desenfoque.

Podemos grabar con la lente gran angular o la lente de largo alcance. Además, durante el vídeo podemos pasar entre las cámaras.

Este dispositivo recibirá una función de grabación de vídeo dual, lo que nos permitirá grabar vídeo con la cámara trasera y frontal de forma simultánea. En el momento de la review del Huawei P30 Pro esta característica no está disponible, por lo que no hemos podido probarla.

La cámara frontal del Huawei P30 Pro es de 32 megapíxeles. Es una lente que tiene un buen angular para selfies en grupo. La calidad es decente, con buena nitidez y rango dinámico, aunque con tonos algo saturados. La lente también permite hacer selfies con el efecto desenfoque. Aquí el recorte está muy bien conseguido y las fotografías tienen buen detalle. Notamos una mejora respecto a la anterior generación, sobre todo en términos de exposición del rostro.

App de cámara del P30 Pro

Por último, pero no menos importante, la aplicación de cámara. Huawei ha cambiado ligeramente la app de la interfaz. Ahora es más minimalista, con botones redondeados. Los modos siguen en la misma ubicación, se acceden a ellos deslizando desde la parte derecha y en la zona izquierda tenemos algún que otro ajuste, como la aplicación del efecto de inteligencia artificial en la imagen. La cámara incluye modos muy interesantes, como el profesional, el monocromático o el modo supermacro. Algo que echamos en falta son más ajustes técnicos, como una opción que nos permita cambiar el orden de los modos.

¿Es la cámara del Huawei P30 Pro la mejor del mercado?. Puedo decir que sí, sobre todo por la versatilidad que ofrecen estos cuatro sensores. La lente periscopio es sin duda mi favorita. Un zoom de muy buena calidad con un enfoque rápido y sin necesidad de trípode o ajustes de parámetros. En todas las veces que he utilizado la cámara para sacar fotografías he terminando utilizando el zoom.

La cámara principal mejora considerablemente, sobre todo en la fotografía nocturna. Los resultados en condiciones de muy baja luz siguen dejándome con la boca abierta. La lente gran angular también ofrece muy buenos resultados y un buen recorte en las imágenes. En la cámara para selfies también he visto un gran avance, sobre todo en color y luminosidad.

Software: EMUI 9.1

El Huawei P30 Pro cuenta con Android 9.0 Pie, la última versión de Android disponible, bajo EMUI 9.1, una nueva versión de EMUI 9 con pequeñas mejoras.

EMUI se basa en una interfaz principal, con todas las aplicaciones en el escritorio, aunque en los ajustes del sistema podemos configurar una opción para tener un cajón de aplicaciones. Los iconos tienen una forma cuadrada. En anteriores versiones únicamente aquellas apps de Huawei tenían la forma cuadrada, si descargábamos una app de terceros, WhatsApp por ejemplo, esta no se adaptaba al icono cuadrado. Ahora sí, muchas de las apps (no todas) se adaptan a la perfección. Esto hace que a la vista se vea mucho más ordenado y limpio.

Las aplicaciones propias tienen un diseño de Huawei. Este se mantiene con una línea no adaptada a Material Design. Vemos la interfaz de la app algo anticuadas y con unas animaciones un poco pobres. Lo mismo sucede en el panel de notificaciones. La interfaz principal tiene algunos ajustes de personalización. Podemos escoger entre diferentes temas para los iconos y entre distintas transiciones.

Un dato interesante, y que en mi opinión, es un punto muy positivo, es que integra Google Now en el lateral del escritorio. De esta forma podemos acceder a datos de interés con solo deslizar. También es compatible con el Asistente de Google. Se accede a través del botón Home y presionando durante un segundo en el botón de encendido.

Huawei añade una navegación mediante gestos. Podemos sustituir los clásicos botones de navegación por unos gestos en pantalla. De esta forma, podemos navegar siempre a pantalla completa. Son muy intuitivos, aunque en algunas circunstancias no ofrece una buena navegación. Por ejemplo, en la pantalla completa. Estos son los gestos del Huawei P30 Pro.
  • Para ir al home
  • Para abrir la multitarea
  • Para ir hacia atrás
  • Para abrir el Asistente de Google

El Huawei P30 Pro también incluye la opción de balance digital. Es una característica que llegó con Android 9.0 Pie y nos permite controlar el tiempo que pasamos con las aplicaciones y gestionar este tiempo de uso con algunos límites. Por ejemplo, poniendo límites de tiempo, activando el modo no molestar o el modo ‘Hora de dormir’, que aclara los colores de la pantalla y ajusta algunos aspectos para evitar tiempo con el dispositivo.

EMUI 9.1 incorpora pocas diferencias respecto a EMUI 9.0. Sí vemos una pequeña evolución en el diseño de los iconos, pero Huawei tiene trabajo que hacer para la próxima versión de Android. Es una de las capas de personalización más completas que hay en Android, pero su diseño, aplicaciones y algunas opciones del sistema dejan mucho que desear. Sobre todo viendo cómo otros fabricantes apuestan por una interfaz mucho más minimalista e intuitiva.

Autonomía y seguridad: heredando de la gama Mate

Huawei P30 Pro lector huellas

Uno de los apartados más interesantes de este Huawei P30 Pro es su batería. Aumenta hasta los 4.200 mAh. La duración de batería es increíble. Personalmente, he conseguido aguantar hasta el final del día con un 50 por ciento en un uso medio y día y medio hasta finalizar la batería. Con un uso intensivo, he logrado llegar al final del día con un 20 por ciento de autonomía. En horas de pantalla se resume a unas 6 horas aproximadamente.

El Huawei P30 Pro cuenta con una carga rápida de 40W, de nuevo, heredada del Mate 20 Pro. En 20 minutos he conseguido cargar el 50 por ciento del dispositivo. Para llegar al 100 por cien solo he tenido que esperar unos 70 minutos. Por último, pero no menos importante; el Pro también cuenta con carga inalámbrica de hasta 15W y carga reversible, que nos permite cargar de forma inalámbrica otros dispositivos, como auriculares, relojes o incluso otros terminales.

El P30 Pro tiene un lector de huellas dactilares en la pantalla. Está en la zona inferior, una ubicación correcta y fácil de encontrar. Además, es bastante rápido. El buque insignia de Huawei también incorpora reconocimiento facial a través de Software. Es rápido y reconoce en la mayoría de situaciones, aunque en escenas oscuras le cuesta un poco.

Precio y conclusiones

Huawei P30 Pro Leica

Llegamos al apartado final del análisis del Huawei P30 Pro. Este terminal sale a la venta a un precio de 950 euros la versión más básica, con 8 GB de Memoria RAM y 128 GB de almacenamiento interno, así como 1100 euros la versión de 8 GB de memoria RAM y 256 GB de almacenamiento interno.

El Huawei P30 Pro llega al mercado en un momento donde el Mate 20 Pro sigue siendo de los terminales Android más completos. EL P30 Pro incorpora el mismo procesador, una pantalla de calidad similar y la misma batería. ¿Hay alguna diferencia considerable? Sí, en su diseño y cámara. En esta última característica es donde Huawei ha puesto todo su esfuerzo. Sobre todo con su sensor Periscopio, el teleobjetivo y en la fotografía nocturna.

Si puedo resumir en una palabra al nuevo móvil de Huawei, sería Cámara. Es sin duda el mejor apartadores P30 Pro. Los resultados son impresionantes. La cámara principal vuelve a hacer un muy buen trabajo con el rango dinámico y la gestión de color, y el nuevo sensor hace que en fotografías nocturnas nos quedemos con la boca abierta. La lente periscopio teleobjetivo consigue resultados increíbles, hace que no dejes de usar los diferentes modos de zoom cuando vas a sacar una fotografía.

El procesador Kirin 980 sigue haciendo un muy buen trabajo. Sobre todo con esos 8 GB de RAM. El sistema se mueve con total fluidez y es capaz de correr los juegos más potentes. Le sumamos su autonomía de 4.200 mAh, una batería que apenas se agota y que además, tiene carga rápida e inalámbrica.
Huawei P30 Pro: toda la información

El Huawei P30 Pro es el mejor móvil que he probado hasta el momento

El móvil de Huawei tiene algún punto flaco. La capa de personalización es muy completa, pero la falta una renovación de diseño. Poco a poco va mejorando y esperamos que en la próxima versión veamos mejoras tanto en el aspecto de interfaz como en los ajustes y aplicaciones. Otro aspecto que podría mejorar en el P30 Pro es el sonido. Si bien, tiene un audio claro y alto, la ausencia de audio estéreo minimiza bastante la experiencia a la hora de jugar a juegos o ver vídeos. Sobre todo teniendo en cuenta que en anteriores versiones sí contaba con un sonido estéreo.

¿Es un terminal recomendable? Sí, por su cámara tan versátil, su rendimiento y sus opciones extra, que hacen que sea uno de los terminales más completos del mercado. También el mejor que hemos probado.

Producto recomendado

Puedes comprar el Huawei P30 Pro aquí.